Con amplia convocatoria tuvo lugar durante tres jornadas este espacio en el cual los jóvenes pudieron plantear sus necesidades de información en torno a la salud mental, y obtener herramientas para saber cómo actuar si algún compañero o amigo se encuentra atravesando una situación difícil. De esta manera, el Municipio promueve la construcción de vínculos sociales basados en la solidaridad para el cuidado de la salud mental.

A través de la Dirección General de Salud Mental y Adicciones, que pertenece a la Secretaría de Salud del Municipio, el 2, 9 y 16 de junio se desarrolló en Río Grande el primer ciclo de “Construyendo Salud Mental”.

Estas jornadas, que están destinadas a los y las jóvenes de la ciudad referentes de distintas instituciones, agrupaciones y asociaciones, tienen el fin de brindar a las juventudes de Río Grande, herramientas y recursos para el acompañamiento de pares que estén transitando alguna situación de padecimiento o sufrimiento psíquico. 

Al respecto, Andrea Manavela, directora general de Salud Mental y Adicciones del Municipio de Río Grande, resaltó que “las jornadas tienen su origen en las mesas de juventudes y salud mental que se realizaron durante el 2021”, y detalló que “en este espacio los y las jóvenes pusieron sobre la mesa sus necesidades y puntualizaron la información y las herramientas que requerían para acompañar a sus pares en este proceso”.

“Se trabajaron diversas cuestiones de salud mental y el cuidado de la misma; herramientas para la primera escucha y ayuda entre pares; entre otros tópicos importantes”, explicó la funcionaria, e informó que, además, se llevó adelante la construcción conjunta de un “recursero”, con diversos espacios para el cuidado y la asistencia en salud mental.

“Este trabajo continúa, sostenemos que es importante trabajar con las juventudes de la ciudad estos temas esenciales y sensibles, para lograr  construir entre todos y todas, una comunidad sana y solidaria”, concluyó.